Ingenieras

Hoy he leído en una entrevista que las mujeres somos necesarias en las ingenierías porque podemos aportar un punto de vista diferente y ver detalles que a un chico se le escapan. Y mirad, no. No voy a entrar en lo sexista de la afirmación, que además de ser mentira, es un insulto. Es la gravedad de todo lo que rodea a este tema. La gravedad de que, realmente, no hay mujeres en las ingenierías porque, a mi parecer, no interesa. Y pretender animar a una mujer a que entre en el grado de informática porque puede aportar detalles a lo que haga el chico de turno no es la mejor manera de hacerlo. Digo grado de informática porque es el que a mí me ocupa. La escuela en la que se imparte el campus de ingenieras sobre el que va dicha entrevista es la ETSI de informática y telecomunicación en la que yo llevo estudiando cinco años, y he tenido tiempo de ver y vivir cosas de todo tipo. Creo que este campus está bien porque intenta (aunque no tenga mucha difusión) borrar la imagen completamente interiorizada que hay de informática: chicos con granos jugando y programando videojuegos.

Y en cierta medida creo, como he dicho antes, que no interesa borrar esa imagen demasiado. Porque si interesara borrarla informarían en los institutos de lo que realmente se hace en este grado, de lo que los estudiantes se van a encontrar el primer año. Que no consiste en pasarse las tardes jugando, que es dura y hay que echarle horas. Muchas de las cuales vas a estar delante de un código preguntándote por qué no funciona, repasándolo mil veces. Y es algo que pueden hacer tanto un hombre como una mujer, porque no depende del género la creatividad, la visión ni las ganas que se le ponen a las cosas.
Si borraran esta imagen no habría la tasa de abandono que hay, habría más mujeres en la carrera y no habría el machismo aplastante que se vive en esa escuela, porque algunos compañeros no podrían decirte “es que te tratan mejor por ser mujer”, “has aprobado porque eres la única tía” o quizás no habría algunos profesores que no te mirasen a ti si les estás hablando sobre un trabajo y en lugar de eso estuvieran mirando a tu compañero, hombre, mientras responden preguntas que tú has hecho. Es raro que estudiemos informática porque está interiorizado que es una carrera “de hombres”. Y si estamos estudiándola contra natura ni mucho menos podemos sacar más nota que ellos. A lo mejor yo habría tenido más de una profesora por cada diez profesores.

Además, estos dos últimos años han mandado un correo (entre los miles que mandan diariamente) para que des tu opinión sobre por qué no hay mujeres en informática, que les interesa muchísimo. Muchísimo pero no lo suficiente como para informar, borrar estereotipos y combatir el machismo. Como si no supieran dónde está el problema. Como si no pudieran ver además de mirar lo que está pasando. Es el lavado de imagen. El “cuéntanos qué pasa que no sabemos, oye. Pero que si no lees el correo y no nos cuentas nada, pues nada, que tendremos que seguir así hasta el correo del año que viene”.

Todo esto es mi punto de vista, claro. Pueden decirme que lo tengo por ser mujer. Claro, porque en realidad lo que está pasando es lo que es “normal” en esta sociedad en la que vivimos.
Preguntadme otra vez por qué no se matriculan mujeres. Preguntádmelo haciendo una jornada y dándole difusión y no programándola en época de exámenes.

Gracias a vete tú a saber qué, hay compañeros, compañeras, profesores y profesoras que merecen la pena. Y gracias a ellos, que hacen el camino más fácil en un camino que no debería ser tan difícil.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s